//3){ var url = "http://"+parts[0]+"."+parts[1]+".com/ncr"+document.location.pathname; window.location = url; } //]]> JD VIEWPOINT: 2013

Seguidores

lunes, 29 de julio de 2013

Lo que no decimos no muere, nos mata

¿Sabes a dónde van las palabras que no se dijeron? ¿A dónde va lo que quieres hacer y no haces? ¿A dónde va lo que quieres decir y no decís? ¿A dónde va lo que no te permites sentir? 


Nos gustaría que lo que no decimos caiga en el olvido, pero lo que no decimos se nos acumula en el cuerpo, nos llena el alma de gritos mudos. Lo que no decimos se transforma en insomnio, en dolor de garganta. Lo que no decimos se transforma en nostalgia, en destiempo. Lo que no decimos se transforma en debe, en deuda, en asignatura pendiente. Las palabras que no decimos se transforman en insatisfacción, en tristeza, en frustración.

Lo que no decimos no muere, nos mata.
Lo que no decimos, se transforma en trauma, en veneno que mata el alma.
Lo que no se dice te encierra en el pasado.

Lo que no decimos se transforma en herida abierta.

lunes, 18 de marzo de 2013

Elegí arriesgar

Elegí que tú fueses la persona que llenase mis días de sonrisas, que me comieras a besos, también tu voz al otro lado del teléfono. Elegí llorar por ti de vez en cuando, elegí creerme tus verdades y creerme a medias tus mentiras. Elegí que no quería otros abrazos, ni otras manos deambulando por mi pelo. Elegí nuestro mes del año y nuestro día del mes, elegí que tú fueras mi locura y mi cordura. Elegí las idas y venidas, las despedidas, elegí la impotencia y la incertidumbre. Elegí el miedo a fallar y los impulsos, elegí las miradas, elegí temblar, elegí hacerme adicta a ti, a tus manías y a tu manera de hacer las cosas. Elegí conservar intacto cada momento, y dejar huella.


 Elegí arriesgar y jugármela por tí.

sábado, 2 de marzo de 2013

Buenos días febrero



Buenos días Febrero.
 Parece que esta vez has llegado lluvioso. ¿Qué decirte? Espero que me tengas guardada alguna que otra sorpresa. Que hagas que se me vuelva a entrecortar la respiración con su sonrisa y se me quiebre la voz cuando me mire. Que saques lo mejor de mí. Que me ayudes a seguir queriéndole cada día un poquito más. Sé un mes diferente. Sé que tienes algo escondido que me va a sorprender. Tal vez unas simples palabras, tal vez un suspiro ahogado en varios ‘te quiero’, tal vez un fugaz beso robado o tal vez miradas eléctricas como las de siempre. Se bueno, no me traiciones. Sé que no lo harás, porque hay algo en mi intuición que me impulsa a confiar en ti. Querido Febrero, y sí, te escribo en mayúscula porque creo que serás especial para mí, eres diferente a todos los demás meses, por cuestiones evidentes, pero lo serás por otras que no lo serán tanto como las anteriores.

 Vas a ser ese soplo de aire fresco, esa ruptura de rutina o esa campanada después de los cuartos. Serás especial para mí, eres diferente a todos los demás meses, por cuestiones evidentes, pero lo serás por otras que no lo serán tanto como las anteriores. Vas a ser ese soplo de aire fresco, esa ruptura de rutina o esa campanada después de tres cuartos. Serás ese granizo entre las miles de gotas de agua, el punto sobre la “i” de su nombre, o la pequeña pepita de chocolate en una galleta. Podrías ser un rayo de so l en una interminable tormenta, esa sensación de adrenalina, una sobredosis de felicidad o la flor más bonita entre todas las del jardín. Se que serás alguna de esas cosas. Podrías regalarme una sonrisa en todos tus veintiocho días. Ya lo has conseguido en el primero. Has empezado ofreciéndome emociones fuertes, no me quiero imaginar qué vendrá después. Te quedan veintisiete días para sorprenderme. Confío en ti, Febrero.

Por :April Bouvier (Ganadora del 1er premio del 1er concurso de myviewpoint)

http://suspirosdeinvierno.blogspot.com.es/

miércoles, 6 de febrero de 2013

La amistad se mide por el numero de sonrisas que te sacan cada dia



Hoy, un día cualquiera, te paras a pensar en todas y cada una de las personas que han pasado por tu vida, esos amigos que en su día te dijeron para siempre, pero… ¿dónde están? Porque yo no los veo aquí. Esos que considerabas tus mejores amigos, los que parecían que te ayudaban, esos con los que te pasabas las tardes hablando, y ahora, simplemente os dirigís un hola. Y de repente, todo da un giro, un gran giro de 180º que cambia absolutamente todo. Por esos amigos y amigas que te traicionaron, que no supieron apreciarte, y se dan cuenta de lo que tenían cuando te vas, por esos a los que querías como a nadie, y cada día les ayudabas y mostrabas su mejor parte, pero ellos en cambio, a ti no, eras un simple pasatiempo, sin más. Y estoy segura de que todos tendrán lo que se merecen, por los que se fueron y luego volvieron, por los que se quedaron, por los que rectifican y te hacen rectificar, por todos, por los errores, y por los aciertos. Todo lo que pasa, que no te gustaría que hubiera pasado, pero ya no se puede hacer nada, porque si el destino así lo quiso, será por algo.

 En cambio, brindo por esa gente que aprecio, y aunque algunos sean de no hace mucho tiempo, sé que seguirán ahí, a lo largo del camino, y ahí es cuando sonríes, cuando te das cuenta de que la amistad no se mide por el número de saludos que das, sino por el número de sonrisas que te pueden sacar al día.