//3){ var url = "http://"+parts[0]+"."+parts[1]+".com/ncr"+document.location.pathname; window.location = url; } //]]> JD VIEWPOINT: Llora, inunda Venecia.

Seguidores

miércoles, 25 de noviembre de 2015

Llora, inunda Venecia.

"Levanta la cabeza y deja que el viento te azote la piel."
"Piensa. Piensa en el torbellino de problemas que te machaca el cuerpo cada día, ese infierno que te ahoga"

 ¿Y ahora qué?




Te animo a que llores, que llores bien fuerte, que con tus lágrimas desbordes los ríos, que inundes Venecia. Te incito a que nos ahogues con tu llanto, que nos vuelvas seres con cola de pescado. Llora, repito que debes llorar, ¿el por qué? Piensa en "el por qué", aunque eso es algo más complicado.

Alguien se atrevió a decir una vez que "nadie se merece tus lágrimas y quien las merece no te hará llorar", y tengo que darle la razón, pero a veces es imposible no comerse el suelo. A mi me gusta que la gente llore, ver cómo los ojos se vuelven cristalinos, cómo empiezan a brillar con el reflejo de la luna en sus pupilas, no nos toparemos con cosa más pura y sincera.

De risa, de felicidad, por el miedo, de pena, con  el corazón en el puño, con la ira carcomiéndote el estómago...Llora, llorar no es de débiles. Nacimos llorando porque llorar es agarrar aire, sacar lo que nos duele y seguir adelante.

Dolor...qué te voy a decir yo de qué es el dolor. El dolor es  ese bicho que se te mete por la boca y se desliza por todo tu cuerpo, a veces incluso se aferra al corazón, lo deshace en mil pedazos, tira la cura. ¿Cuántas cosas nos duelen? No te hablo de rupturas sentimentales, no te hablo de suspensos, yo quiero ir más allá, esos dolores que no se van ni con el tiempo, que acampan en nuestro cerebro, que se resisten a ser desahuciados.

No soy quien para dar consejos, seguramente ni una décima parte de los que leeréis esto habrá sentido el verdadero dolor en carne y hueso. Y digo verdadero dolor porque así lo siento, ese dolor con el que lloras cada noche, el que te consume.

La gente no sabe valorar las cosas que de verdad valen la pena, nos estancamos en lo malo, en las consecuencias......y eso nos impide seguir avanzando, disfrutar de la vida, que esta es muy corta, dicen que solo son dos días y ya vamos por el segundo, dicen....prefiero decir que sólo es un segundo, que cuando quieres darte cuenta ya no estás aquí.

Todo fluye, el tiempo pasa, fugaz. Tiempo, ése que no se atreve a volver para nacer y vivir de nuevo.

Llora, te digo que llores, que inundes Venecia. Pero sé selectivo... y disfruta, la vida tiene demasiadas cosas bonitas como para pasársela envuelto en lágrimas. 

Todos tenemos nuestros problemas y miedos.....no dejes que todo ello te impida dar cuatro pasitos más antes de irte a la cama.


Llora, inunda Venecia, y luego ya sonríe.

Esa sonrisa es de las mejores que he visto nunca.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Puntos de vista